21.3 C
Chilpancingo
jueves, 6 octubre , 2022

Averígüelo Vargas – Enrique Vargas

Te recomendamos

- PUBLICIDAD -

Se exageró mucho la difusión informativa de la balacera en Acapulco.— Revisaron la situación el gobernador, Policía Federal, Ejército y Marina

 

- Patrocinado -

Enrique Vargas

 

La noche de este domingo se dieron dos balaceras en Acapulco, una afuera del hotel Alba Suites, donde se hospedan grupos de federales, y la otra en las oficinas de Costera 125, donde la PF ocupa algunos espacios, pero también en forma aislada se repitieron disparos al aire o sin un objetivo determinado en otros puntos de la Avenida Costera, la principal de Acapulco, que es frecuentada más constantemente por el turismo.

- Patrocinado -

Poco antes de las 10 de la noche del domingo, empezaron a difundirse videos e imágenes de lo que ocurría en la Costera del puerto y se advertía que estaba desarrollándose un problema grave, porque, además, el movimiento de las patrullas policiacas y militares, con las torretas encendidas y el aullido de las alarmas, crearon un ambiente y una sensación de que estaba desarrollándose un problema importante.

Además, algunas personas, seguramente ligadas a los grupos delictivos empezaron a hacer circular imágenes falsas, que mostraban personas muertas a tiros, vehículos incendiados y mensajes de supuestos asesinatos en varios puntos de la ciudad, pero que no correspondían a lo que estaba ocurriendo, por lo que era evidente que se trataba de crear un ambiente de gran peligro y alarma, para generar psicosis y el temor generalizado entre la población.

Afortunadamente, por ser domingo y ya en la noche, la presencia de turistas en el puerto era casi nula, pues los visitantes de fin de semana regresan hacia el Valle de México durante el domingo, desde temprano hasta iniciada la tarde, pues muy poco son los que dejan su salida para la noche del domingo porque implica riesgos mayores, especialmente en la carretera.

- Patrocinado -

El gobernador Héctor Astudillo estuvo informado de lo que ocurría, desde el primero momento, como era de suponer, por lo que señaló después en conferencia de prensa, que estaba claro que los delincuentes trataban de hacer mucho ruido, para hacer creer que podían desarrollar un enfrentamiento con las fuerzas estatales y federales; está caro que eso está muy lejos que puedan hacerlo, ya que lo único que hacen es soltar disparos de provocación contra los federales y luego salir huyendo, aunque en su retirada accionan también sus armas de fuego para aparentar un enfrentamiento, aunque es difícil que lo puedan sostener.

TODO INDICA QUE LA CAUSA de la balacera el domingo fue la aprehensión en Baja California, concretamente en Los Cabos, del que fungía como jefe del Cartel Independiente de Acapulco (CIDA), Fredy del Valle Berdel (El Burro), a quien sorprendieron en esas lejanas tierras con una camioneta cargada de mariguana, aunque no se sabe si estaba tratando de extender sus dominios y zona de comercialización, o si de plano quería cambiar de territorio, porque acá en el puerto ya tenía mucha presión y sabía que en cualquier momento podía caer en manos de la policía o ser víctimna de los otros grupos que operan en Guerrero.

Anteriormente, quien dirigía el CIDA era Víctor Aguirre, quien está preso desde hace más de un año

Así, pues, por la captura de El Burro, sus seguidores habrían recibido la instrucción de atacar a los elementos federales, en represalia por la captura de su jefe.

REVISARON LA SITUACIÓN EL GOBERNADOR, POLICÍA FEDERAL, EJÉRCITO Y MARINA.— Queda claro, después de los hechos del domingo y de la confusión que se provocó que se trató de magnificar lo que había sucedido, pues finalmente el resultado fue de un policía herido por esquirlas de bala y un muerto, que aparentemente era uno de los atacantes, aunque eso no quedó muy claro, porque también se dijo que ese cuerpo lo llevaban los sicarios y que cuando fueron a tirarlo, lo hicieron cerca del Alba Suites, lo que aprovecharon para disparar contra el hotel donde se hospedan los federales, cuya guardia que estaba fuera del edificio, repelió la agresión e hizo huir a los atacantes.

El gobernador Astudillo hizo ver que los delincuentes lo que buscaban era provocar un ambiente de alarma, de peligro, de supuesta violencia generalizada en la Costera, lo que en buena parte lograron en la noche, aunque ya en la mañana del lunes se puntualizó que fue más el ruido que surgió de los balazos que los daños que se generaron, que resultaron mínimos, pues no pasó del cuerpo que quedó tirado cerca del hotel y las lesiones menores del policía.

Claro que la alarma que se produjo fue bastante amplia, pues obligó a que intervinieran la Policía Federal, el Ejército y la Marina, aunque las fuerzas armadas salieron sólo a hacer presencia y para evitar que la situación alcanzara otros niveles de mayor peligro.

Ya para la mañana del lunes, estaba claro que el ambiente en el puerto había vuelto a la normalidad, aunque hubo un ambiente de temor y de inseguridad, que tardará un tiempo en desaparecer, porque las bandas delincuenciales siguen operando y al atacarse entre ellas y contra la gente que rechaza sus exigencias, extorsiones y cobro de piso, mantienen esa mala situación, que es insoportable para los habitantes, ya que cada día que pasa se agrava más.

La conclusión que se manejaba el lunes en la mañana, en la conferencia de prensa del gobernador HAF, acompañado de las fuerzas federales, policías, Ejército y Marina es que fue mucho más el ruido que se produjo que las consecuencias de esas acciones de la delincuencia en el puerto, que en alguna forma era lo que buscaban, mostrar su presencia en Acapulco.

Falta aclarar si el muerto era uno de los atacantes o se trataba de una víctima de los sicarios que fueron a tirarlo frente a los policías y para hacerse notar lanzaron los ataques contra los lugares donde están instalados los policías que fueron mandados al puerto para enfrentar a esos grupos, que con su violencia y acciones delincuenciales buscan la forma de controlar “la plaza” y eliminar a los contrarios.

Este domingo, como en otras ocasiones los turistas no fueron el objetivo de los delincuentes, en parte porque ya había muy pocos, pero también porque no es a ellos a los que buscan.

[email protected]

[email protected]

- PUBLICIDAD -

La UAGro pediría hasta 3,800 mdp de presupuesto para el 2023, adelanta Romero

Además, el rector dijo que pedirán un adelanto de hasta 200 mdp para pagar salarios y prestaciones a los trabajadores universitarios el fin de año Gilberto Guzmán El...

Últimas Noticias

- PUBLICIDAD -

Te puede interesar...

- PUBLICIDAD -