18.3 C
Chilpancingo
lunes, 15 agosto , 2022

Astudillo recibe un gobierno en la bancarrota

Te recomendamos

- PUBLICIDAD -

* En la última reunión del proceso de entrega-recepción de la administración, el gobernador entrante lamentó que el gobierno de Rogelio Ortega no deje dinero para sueldos y aguinaldos de trabajadores estatales

 

- Patrocinado -

* El boquete financiero en las finanzas estatales es de más de 18 mil millones de pesos, reveló Héctor Apreza, quien se perfila como próximo secretario de Finanzas

 

Redacción

- Patrocinado -

 

El gobernador electo Héctor Astudillo Flores lamentó que la administración actual no haya cuidado tener un presupuesto elemental para la transición, como se hace en cualquier administración del país, debido a que el gobierno saliente dejará un adeudo de 18 mil 400 millones de pesos y no dejan nada para el pago de sueldos y aguinaldos de aquí a diciembre.

Durante la última reunión del proceso de entrega-recepción en la que estuvieron presentes el gobernador Rogelio Ortega Martínez y el gobernador electo Héctor Astudillo Flores, el encargado de recibir las finanzas para la próxima administración, Héctor Apreza Patrón, reveló que existe un desequilibrio de 18 mil 400 millones de pesos.

- Patrocinado -

Al respecto, Astudillo Flores dijo que estos resultados no tenían que darse en privado y por eso se convocó a los medios de comunicación, para que estuvieran enterados de cuál es la situación en la que recibe el gobierno, además que reconoció que se viven tiempos difíciles y que deberá afrontar un gran problema económico.

Anunció que en el primer minuto de este martes se realizaría la transición y la toma de protesta de los mandos principales, entre ellos  el secretario de Gobierno y el de Seguridad Pública, además que pidió que a las 5 de la tarde los funcionarios salientes reciban a quienes ocuparán las secretarias en el nuevo gobierno y se levanten las actas correspondientes.

Al hasta ayer gobernador, Rogelio Ortega Martínez, le dijo que le desea suerte en la carrera que emprenda.

Apreza Patrón explicó que el quebranto económico se da en 6 grandes rubros, por un lado el sector educativo con 9 mil 324 millones de pesos, el sector salud con un déficit de 3 mil 759 millones de pesos, el seguro popular con 2 mil 100 millones de pesos y pasivos por mil 759 millones de pesos.

También hay laudos laborales por el orden de los mil 300 millones de pesos y en proceso de ejecución otros 500 millones de pesos.

Explicó que del presupuesto total que ejerce el gobierno de Guerrero, Educación y Salud, estos pasivos representan casi el 50 por ciento.

Finalmente dijo que se requieren recursos extraordinarios de aquí a diciembre, sin incluir al sector salud y educación, por mil 411 millones de pesos para terminar el año. (Con información de Notymás)

- PUBLICIDAD -

Últimas Noticias

- PUBLICIDAD -

Te puede interesar...

- PUBLICIDAD -